Ayuda para sobrevivir al invierno

Este invierno esta siendo muy duro para los refugiados de Palestina en todo Oriente Medio. La tormenta Huda (Zeina en el Líbano) golpeó la zona en el mes de enero trayendo temperaturas bajo cero, vientos fuertes, lluvia y nieve; y llevando al límite la situación de muchos refugiados cuya única protección ante el frío y la nieve es la lona de una tienda de campaña o su casa dañada por los bombardeos.

 

 

El duro invierno ha empeorado la dramática situación de miles de refugiados de Palestina. Las temperaturas bajo cero han causado la muerte de al menos dos refugiados sirios mientras huían del conflicto en Siria intentando cruzar la frontera montañosa con Líbano y en Cisjordania un bebe de cuatro meses murió a causa de un fuego provocado por una estufa.

 

En Gaza, los vientos gélidos y las lluvias golpean a las familias cuyos hogares permanecen en ruinas tras el conflicto del verano. Más de 96.000 viviendas de refugiados de Palestina, más del doble de las estimaciones iniciales, resultaron dañadas o destruidas durante el conflicto de este verano.

 

La tormenta agravó aun más el sufrimiento de 480.000 refugiados de Palestina en Siria que luchan por sobrevivir a su cuarto año de conflicto y para aquellos que ahora viven desplazados en Líbano y Jordania, que están teniendo dificultades para mantener a sus familias calientes y secas.

 

En Siria, los refugiados palestinos desplazados internos por el conflicto y refugiados en centros colectivos están luchando para mantenerse calientes a pesar de la nieve. Muchos de los centros colectivos son escuelas de UNRWA convertidos y aunque algunos refugiados se encuentran en el interior de los edificios escolares, la falta de espacio ha hecho que otros tengan que vivir en tiendas de campaña en los patios de los colegios. Más de 10.000 refugiados de Palestina desplazados en Siria se han refugiado en refugios de UNRWA y soportan las duras condiciones invernales en tiendas y aulas atestadas.

 

Desde UNRWA estamos trabajando para proporcionarles mantas, calentadores y kits de abrigo para ayudarlos a sobrevivir al invierno.

 

Proporcionar a un calentador a una familia refugiada de palestina cuesta 40 €,

con 10.000 € podemos proteger del invierno a 250 familias

Compartir

Infórmate

Contacta con Cristina Poveda
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.
917.027.059

¿Quieres saber más...?

5 millones de razones para ayudar

Transparencia en nuestro trabajo


Consulta aquí la Auditoría Anual 2011 de UNRWA España.