UNRWA se enfrenta a reducciones de personal y servicios debido a la crisis de financiación sin precedente

Madrid.- 31 de julio de 2018
  • El recorte de Estados Unidos de 300 millones de dólares de su financiación a UNRWA, la Agencia de Naciones Unidas para los refugiados de Palestina en Oriente Medio, ha provocado la mayor crisis de financiación de la Agencia con un déficit total de 446 millones.
  • En los últimos siete meses, UNRWA ha conseguido movilizar apoyo político y financiero, y reducir el déficit a 217 millones.
  • Debido a la crisis, UNRWA se ve obligada a tomar medidas que, lamentablemente, afectaran a parte del personal de UNRWA.
  • UNRWA sigue comprometida a proporcionar asistencia y protección a los 5,4 millones de refugiados y refugiadas de Palestina que dependen de nosotros en Jordania, Líbano, el territorio Palestino ocupado y Siria.

SOLICITUD DE INFORMACIÓN:
contactar con Irene Martínez (Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla. / tel. 638 87 95 61)

Cuando Estados Unidos anunció a principios de este año un recorte de su financiación a UNRWA de 300 millones de dólares, nuestra respuesta, la de toda la Agencia, fue firme: no vamos a abandonar a los refugiadas y refugiados de Palestina. UNRWA no está en venta. UNRWA no es una organización política y no debe ser utilizada en el juego político.

Esta decisión de la administración de Trump, descrita por Pierre Krähenbühl, Comisionado General de UNRWA, como una amenaza existencial para la Agencia, llevó a UNRWA a la mayor crisis de financiación de su historia con un déficit total de 446 millones.

 

Desde entonces, en estos últimos siete meses, hemos movilizado apoyo político y financiero en todo el mundo para mantener nuestras operaciones y seguir prestando nuestros servicios vitales a 5,4 millones de refugiados y refugiadas de Palestina.

 

Gracias a la campaña 'La dignidad no tiene precio' hemos conseguido recaudar 238 millones de dólares, reduciendo el déficit a 208 millones (incrementado a 217 millones de dólares tras la reciente crisis de salud en Gaza). Un gran logro que, desgraciadamente, no significa que hayamos salido de la crisis. UNRWA aun está en crisis. Sin embargo, también estamos decididos a mantener los servicios básicos para los millones de refugiados y refugiadas de Palestina que dependen de nosotros en Jordania, Líbano, el territorio Palestino ocupado y Siria, y a preservar todo lo que podamos de nuestra asistencia de emergencia que sufre un déficit crítico en Gaza y Cisjordania.

 

La crisis financiera en la que nos encontramos nos ha obligado a tomar medidas para reducir el déficit. Hemos tenido que reducir programas de empleo en Gaza y Cisjordania, así como el programa de salud mental y subsidios de alquiler para personas desplazadas en Gaza, entre otros. UNRWA esta coordinándose con otros organismos para seguir prestando servicios a determinadas comunidades y para absorber a los beneficiarios más necesitados en otros programas.

 

Nuestro principal objetivo con estas medidas es preservar nuestros servicios esenciales, como salud o educación, y, sobre todo, garantizar que los refugiados y refugiadas de Palestina más vulnerables sigan recibiendo servicios vitales, como la ayuda alimentaria de la que sólo en Gaza dependen casi 1 millón de personas.

 

Los recortes que nos hemos visto obligados a llevar a cabo, lamentablemente, afectaran a parte del personal de UNRWA. Con el objetivo de proteger al máximo los servicios esenciales y tantos empleos como sea posible, 584 trabajadores pasarán a trabajar a media jornada. La falta de financiación hará imposible la renovación de 154 puestos de trabajo en Cisjordania y 113 en Gaza.

 

UNRWA está realizando un gran esfuerzo para garantizar que nuestras escuelas, a las que asisten más de medio millón de niños y niñas refugiados de Palestina, no tengan que retrasar su apertura, y para que nuestros otros servicios esenciales, como la atención médica, por ejemplo, continúen ininterrumpidamente.

 

UNRWA es la única Agencia que presta servicios a los refugiados, sí UNRWA desapareciera, los refugiados de Palestina se diluirían de la agenda política internacional y no podemos consentir que esto pase. No estamos dispuestos a que esto suceda. Son más de 5 millones de personas que tienen derecho a seguir recibiendo la ayuda de la comunidad internacional hasta que se les ofrezca una solución justa a su situación.

UNRWA, la Agencia de Naciones Unidas para los refugiados de Palestina

En 1948, 700.000 palestinos fueron despojados de sus tierras, sus hogares y de sus recuerdos, conviertiéndose en refugiados. Hoy son más de 5 millones, casi la tercera parte de los refugiados del mundo.

Después de más de 60 años de exilio y condición apátrida, en los que las condiciones de los refugiados de Palestina lejos de mejorar se han agravado, UNRWA gestiona 58 campamentos de refugiados donde presta asistencia, protección y defensa a 5 millones de refugiados de Palestina en la franja de Gaza, Cisjordania, Jordania, Líbano, y Siria, en espera de una solución pacífica y duradera a su difícil situación.


UNRWA se financia casi en su totalidad por las contribuciones voluntarias y el apoyo financiero no ha ido a la par con una mayor demanda de servicios causados por el creciente número de refugiados registrados, la profundización de la pobreza, y los conflictos. Como resultado, el Fondo General de la Agencia, que apoya a los servicios esenciales básicos y la mayoría de los gastos de personal, opera con un déficit grande. Programas de emergencia y proyectos clave también operan con grandes deficits pero se financian a través de portales de financiación independientes.

UNRWA es un organismo de las Naciones Unidas establecido por la Asamblea General en 1949 y el mandato de prestar asistencia y protección a unos 5 millones de refugiados de Palestina registrados en Jordania, Líbano, Siria, Cisjordania y la Franja de Gaza, para que alcancen su pleno potencial de desarrollo humano en espera de una solución justa a su difícil situación. Los servicios de UNRWA abarcan la educación, la salud, socorro y servicios sociales, la infraestructura y mejora de los campamentos, y las microfinanzas.

UNRWA España trabaja con el objetivo de apoyar los programas humanitarios de UNRWA y sensibilizar sobre la situación de la población refugiada de Palestina a la sociedad española.

Newsletter

¿Deseas suscribirte a nuestra newsletter?

Si, suscribirme

Nuestras redes sociales